jueves, 26 de mayo de 2022

ENTRE LUCES Y SOMBRAS PROGRAMA DEL DIA 25 05 22

 NOEMI ESTER MARMOR "ENTRE LUCES Y SOMBRAS"


#EntreLucesySombras disfrutamos de un fragmento de "La misión de Muriel":

..."El segundo cajón de la izquierda reveló un contenido que me costó asimilar, con la sensación de un chorro de agua helada hiriendo de improvisto la piel. Eran fotos mías. Montones de ellas. Algunas debían estar tomadas con teleobjetivo, supongo, y databan de la época en que Beto recién me conoció. Me vi en la calle,  en la escuela, en la puerta de mi casa, haciendo compras  en la plaza de mi barrio, y en muchas situaciones cotidianas insulsas. Otras eran de la etapa de nuestro noviazgo, también capturando mis actividades diarias. Las últimas me escandalizaron. Me mostraban desnuda, dormida y ajena, en las posiciones más variadas que pudo tomar sin despertarme..."

Tuvimos  desde Guatemala la visita del poeta Jorge Delgado, recitando de su exquisito poemario "Qué diablos hago aquí" dos bellísimas poesías.

Desde España, la gran Gallega del Terror nos tuvo en vilo con uno de sus estremecedores relatos de su libro "Momentos casi perfectos para morir", con el cálido y cariñoso saludo de María, de #TÚmiPOEMA.

Nada menos que el escritor español Mario Peloche nos contó sobre su nuevo libro, "La dama pálida",  dejándonos con ansias de leer la novela.

Desde la fantástica dinámica #LiberaTuVerso, la señora Marga Esteller Camins nos brindó su espectacular poema "Enjambre", y la señora Silvia Luz Jiménez Ramírez nos regaló su bellísima poesía "Vuelve a mí".

Festejamos el día de la Patria de Argentina con rock en celeste y blanco, con la historia detrás de cada canción.

Una hora de emociones, música y palabras con la mejor de las vibras.

fermusica.com.ar La radio online que le pone voz a tus letras 



sábado, 21 de mayo de 2022

REBECA ARACIL ILLAN PRESENTA POESIA VIVA


 ESCUCHAR AUDIO DEL PROGRAMA AQUI 

PROGRAMA EMITIDO EL DIA 20 05 22

ISMAEL LOPEZ DE LA CAROLINA (JAEN), AUNQUE ACTUALMENTE RESIDE EN ALGECIRAS. ISMAEL ES GRADUADO EN FILOLOGÍA HISPÁNICA, EDITOR, CORRECTOR ORTOGRÁFICO Y DE ESTILO, INVESTIGADOR LITERARIO Y ESCRITOR. CUENTA CON DOS POEMARIOS EN SU HABER: LAS 88 PAGINAS DE MI LIBRETA Y ÉRASE UNA VEZ POESÍA Y UN TERCERO QUE SE ESTÁ RETRASANDO UN POCO, PERO QUE PRONTO VERÁ LA LUZ: DEL MITO AL EROS.

Y

DESDE BARCELONA, NOS ACOMPAÑA NUESTRO AMIGO, ESCRITOR, ENSAYISTA, GUIONISTA  POETA y que hasta cameos como actor ha realizado; RUBÉN GARCÍA CEBOLLERO DESDE BARCELONA. ÉL SE LICENCIO EN DERECHO EN LA UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE BARCELONA Y EN HUMANIDADES EN LA UNIVERSIDAD OBERTA DE CATALUNYA, POSTGRADUADO COMO EXPERTO EN GUION POR LA UNIVERSIDAD CAMILO JOSÉ CELA DE MADRID. Y ADEMÁS ESTA TARDE NOS PRESENTA SU ÚLTIMO POEMARIO: LA SOLEDAD DEL SAMURAI




El poemario está dividido en tres partes: Todo (in)fluye; Entre formas de ser; y Nada desaparece.

Es un canto al eco de la poesía japonesa, que incluye un único haikú, aunque podemos reconocer la vibración y la influencia en otro tipo de versos, estrofas y emociones.

Con meridiana claridad, incluso ante la actualidad que irrumpe, con la agresión bélica de Rusia a Ucrania, nos muestra el incesante fluir de la vida, y sus burbujas, las distintas formas de ser humano, y los estragos del tiempo en la belleza que no se mira por segunda vez.

Una humilde muestra de lo importante que puede llegar a ser la voluntad de resistir.


El deseo de la gárgola de La soledad del samurái

Como el pato salvaje que abatido se cae

por el frío nocturno más de una vez quisieras

dejarte ir como una gamba arrastrada

por la red de un pescador

dejar de oír el canto de los grillos

y que tuviese la vida un peso soportable.

Sonrío junto al chiar de las gaviotas

que aún siguen despertando

no muy lejos del viejo cementerio.

Nadie dijo que fuera fácil. Como gotas de lluvia

contra el vidrio de un avión fugaz,

el capricho de una nostalgia frágil

atesora este eterno instante.

Alienta la posibilidad de combatir la ausencia,

y de no evaporarte, de romper

la máscara de miedo de la estatua

y renacer como un pato salvaje

que hasta después de muerto

se empecina en volar.

                                      Volver.

                                               Vivir.

















jueves, 19 de mayo de 2022

NOEMI ESTER MARMOR "ENTRE LUCES Y SOMBRAS"

@NMarmor Presento #EntreLucesYSombras 
La danza de los fantasmas
"Entre luces y sombras bailan los fantasmas de tus penumbras interiores.
Elige qué música le pondrás en su danza, que es la tuya.

Todos los MIERCOLES por
fermusica.com.ar
radiosdecorriebtes.com.ar
apps
https://play.google.com/store/apps/details?id=com.serviciostreaming.fermusica

"Entre luces y sombras" 
escuchamos otro fragmento de la novela
 "La misión de Muriel", 














y adelantamos un nuevo lanzamiento de Ediciones Passer. 
Bueno dejamos en suspenso el lanzamiento de Noemi Ester Marmor

EN EL PROGRAMA

Contamos con la bella y oscura narrativa de la brillante Jazmín González Hernández, a través de la impactante magia de su voz.
Disfrutamos de un excelente relato de Adalberto Nieves, de su último libro: "Breves historias entre cielo y tierra": "La tormenta".
Tuvimos el enorme placer de escuchar a Bluma Blair contándonos su profunda relación con las letras, y uno de sus exquisitos escritos.
Aprovechamos para comentar el lanzamiento de su poemario "De la flora más foránea", tomándonos la licencia de leer su espectacular descripción en Amazon.
Escuchamos un cuento fronterizo entre la ciencia ficción y el terror: "Tinieblas".
Nos acompañó la mejor música de todos los tiempos.

fibproducciones
¡Es la recompenza de la vida que invita a vivir!

miércoles, 18 de mayo de 2022

Don santiago de la Mancha programa del dia 16 05 22

 Escucha el programa completo aquí pulsando la imagen


Programa 14. Mi España y la música en la radio de los 50. Segunda parte.

En el programa de hoy: volvemos a la España de los recuerdos, continuamos con el segundo programa de La España y la radio de los 50. Retomaremos el año 1955 llegando hasta el 1959. Espero que os agrade y lo disfrutéis al igual que yo lo hice a la hora de escribir. Bienvenidos al pasado…

España 1955. Este es un año en que el cine tiene el valor ser un imprescindible instrumento de crítica social. Muerte de un ciclista, dirigida por Juan Antonio Bardem, impresionó a muchos espectadores por su crítico análisis de la realidad social española. La censura franquista la calificó como “muy peligrosa”, ya que los protagonistas eran una pareja de amantes, una burguesa casada encarnada por Lucía Bosé, y un profesor universitario interpretado por Alberto Closas. Lucía Bosé, Miss Italia 1947, actriz y modelo, musa del neorrealismo italiano, se casó con el torero Luis Miguel Dominguín y tomó la nacionalidad española, actuó en diferentes películas italianas y en algunas películas españolas. Fue la matriarca de una conocida saga de artistas, como el cantante Miguel Bosé, la actriz Paola Dominguín y fue la abuela de la desaparecida modelo y cantante Bimba Bosé.

Llegamos a la España de 1956, y vamos a entrar a las aulas de este año. Por entonces las aulas tenían dos áreas diferenciadas: la de los alumnos, que se sentaban ordenadamente en sus pupitres, y la del profesor, que se elevaba sobre una tarima, para que todos pudieran verlo mejor. Al profesor o profesora se le trataba ineludiblemente de usted (a nadie se le habría ocurrido otra cosa) y entre los más temidos estaban los que impartían la Formación del Espíritu Nacional FEN. Las clases solían ser magistrales y el enseñante tenía varios medios disuasorios a su alcance, como obligar a copiar un texto determinado un montón de veces, castigar de cara a la pared, mandarte salir de la clase, ver al director, algún que otro capón y los terribles palmetazos con una vara en la mano, decían que la letra con sangre entra y bien que lo practicaban. Los estudios eran obligatorios hasta terminar primaria, y luego se sobreentendía que la mayoría no proseguirían, sino que se incorporarían al mercado laboral como aprendices. La superación personal era muy importante y quien tenía verdadero interés pero pocos recursos podía hincar los codos para obtener una beca.

En el año 1956 nacieron:

-El 3 de enero, Mel Gibson actor y director de cine australiano.

 -El 12 de abril, Andy García, actor cubano-estadounidense.

-El 26 de abril, Imanol Arias.

-El 2 de agosto, Isabel Pantoja.

        

Año 1957. Por fin llega el mítico 600. El Seat 600, como es sabido, fue todo un fenómeno que comenzó a venderse con el eslogan “El coche de la familia y el hombre de negocios”. Entonces todavía no existía la venta a plazos, el coche era realmente caro para la época, pero la gente se lanzó y fue tal su acogida que sorprendió a sus propios fabricantes que no daban abastos. Al principio, se formaron listas de espera de dos y hasta tres años para su compra. Pronto las calles se inundaron de coches, se extendió el chascarrillo que decía que a partir de ahora el peatón se convertiría en “seatón”. Era un coche pequeño pero muy resistente, tuvo presencia en el parque automovilístico español hasta bien entrados los 80, aunque dejó de producirse en 1973. No cabe ninguna duda de que ahora sí había comenzado verdaderamente la motorización de los españoles, cuya vida cambiaría gracias a ello.


Algunas de las películas que se pudieron ver en el año 1958 fueron:

-Buenos días, tristeza, de Otto Preminger, con Deborah Kerr y David Niven.

-Gigi, de Vicente Minnelli, con Leslie Caron y Maurice Chevalier.

-La gata sobre el tejado de zinc, de Richard Brooks con Paul Newman y Elizabeth Taylor.

- ¿Dónde vas, Alfonso XII? De Luis César Armadori con Paquita Rico y Vicente Parra 


Músicas del programa:

-Canción: Y te vas. José Luis Perales. Duración 4 minutos 31 segundos.

https://www.youtube.com/watch?v=8aYR804fH94

-Canción: Cocinero, cocinero. Antonio Molina. Duración 3 minutos 6 segundos.

https://www.youtube.com/watch?v=8hCmV3nNKVE

-Canción: Te he de querer mientras viva. Carmen Flores. Duración 5 minutos 10 segundos.

https://www.youtube.com/watch?v=sPLmm0TQjIc

-Canción: Campanera. Joselito. Duración 3 minutos 15 segundos.

https://www.youtube.com/watch?v=146rXqK5A_U





lunes, 16 de mayo de 2022

Programa de poesía viva del día 13 de mayo de 2022

 REBECA ARACIL ILLAN PRESENTA POESÍA VIVA


Escuchar el programa pulsando en la imagen



Esta semana contamos con un invitado de lujo: José Carlos Pedrosa González, canario de nacimiento, enfermero de profesión, futbolero y roquero por devoción, y magnífico poeta, que es la faceta que más nos interesa hoy aquí en Poesía Viva. José Carlos ha publicado recientemente con la editorial Talón de Aquiles su primer poemario: Alma a jirones.

HOY

recordamos a un grande de la literatura hispánica. Esta semana, en tiempos de guerra, hablamos de un poeta de combate, un poeta peruano, cuyo vínculo con España es indisoluble: CÉSAR VALLEJO.



 

biografía.


             César Vallejo fue un poeta y escritor peruano. Es considerado uno de los mayores innovadores de la poesía universal del siglo XX y el máximo exponente de las letras en el Perú. Sus datos biográficos tienen como eje vertebrador el año 1923, que es la fecha de cuando viaja a Europa para no volver jamás a América. César Vallejo nace en 1892, en Santiago de Chuco, siendo el pequeño de once en hermanos. Desde muy joven se centra en el estudio y antes de los 20 años, estudia Letras en la Universidad Nacional de Trujillo. Allí conoce a la bohemia y a la juventud intelectual de la época. En un momento determinado, se traslada desde Trujillo a la capital de Perú, Lima, para ser profesor en un instituto privado. No obstante, pierde el empleo por cuestiones amorosa. En 1915, muere su hermano mayor, Miguel, lo que le afecta sobremanera e influye en la creación de Trilce, uno de sus poemarios más conocidos. Un poco después, en el año 18, muere su madre. Su amigo y poeta, Abraham Valdelomar, también muere en el 19. Este dolor aqueja al poeta, que, desde entonces, tendrá a la muerte muy presente en su poesía. Sin embargo, si hay algo que deja compungido a Vallejo, es su injusto encarcelamiento a finales del 20 y principios del 21. Estos 4 meses de cárcel van a ser decisivos en su creación, pues nunca superará ese trauma y su literatura estará cargada de temas como el encierro y la injusticia.  En el año 19 publica su primer poemario, Los heraldos negros, obra cuyo tema principal es el dolor y que tiene una gran influencia del modernismo francés, pero que destaca por su renuncia al ideal de la armonía, por la preocupación por las injusticias sociales y por su reivindicación de su origen provinciano. En el 22, publica Trilce, es su poemario más hermético y difícil y está marcado por sus vivencias personales. En el año 23, viaja a Europa, a París, allí conoce a Juan Larrea y a Vicente Huidobro. También la que será su mujer, Georgette. Durante estas fechas en París, Vallejo hace distintos viajes por Europa, pero en el año 30 es expulsado de Francia acusado de hacer propaganda comunista. Viaja entonces a Madrid, pero su mujer enferma y tiene que volver a la capital francesa en condiciones precarias. En el año 32, le es levantada la restricción de ingreso. 1937 se convierte en una fecha fundamental para él desde un punto de vista literario y humano, pues se inicia otra experiencia traumática: la Guerra Civil Española, y que será fundamental para la publicación de sus poemarios póstumos, Poemas Humanos, una obra de corte existencialista y España, aparta de mí este cáliz, poema de compromiso, cuya clave es la solidaridad como respuesta al dolor, y que contiene 15 poemas, donde el lenguaje de la vanguardia se funde con un lenguaje bíblico y evangélico. Ambos serán publicados en el 39. Antes, la triste muerte de Vallejo llega en París sin previo aviso y cargada de misterio, pues se ve aquejado por unas fiebres extrañas que terminan con su vida un Viernes Santo.

Con todo, César Vallejo es el más revolucionario de todos los poetas de la época. Es un autor de influencia fecunda en España y en Hispanoamérica, lo que le otorga una visión amplia y crítica, de rebeldía con lo establecido. Sus poemas son tan originales que no existe un ismo ligado a su nombre, ya que no se puede encuadrar en ningún movimiento o generación. César Vallejo significa renovación y compromiso, pero, sobre todo, humanidad. Descanse en paz, poeta. 

.Y así entre grandes poetas nos despedimos

Muchas Gracias JOSÉ CARLOS por estar en Poesía Viva con nosotros compartiendo un pequeño retazo de tu obra.

domingo, 8 de mayo de 2022

viernes, 6 de mayo de 2022

POESIA VIVA PROGRAMA DEL 06 05 22

 


España toda, de Angélica Morales.
 Reseña de Miguel Antón Moreno 


 Reseña de Miguel Antón Moreno 
Leer ‘España, toda’ de Angélica Morales es presenciar, escribe Miguel Antón Moreno, una lucha entre la ilusión y la desesperanza.
Una reseña de Miguel Antón Moreno (El Cuaderno Digital)
Leer España toda de Angélica Morales es presenciar una lucha entre la ilusión y la desesperanza. El poemario, publicado en Hiperión, le valió el premio Vila de Matorell 2017, y más recientemente la autora quedó entre las diez finalistas del premio Planeta con su novela Mujeres rotas.

El título del poemario no deja indiferente, pues debido al contexto político y social en el que aparece, que la palabra España ocupe la portada es un atrevimiento. Desde luego es laudable la intención de dejar atrás el temor y la amenaza que acechan en la literatura al pronunciar su nombre.

Precisamente la idea de España es el hilo conductor que articula todas las demás imágenes de la obra. Y digo imágenes, porque la poeta, como gran lectora de Lorca, ha heredado una poesía sensorial que impregna todos los versos. Unos versos que son a la vez un diálogo, una conversación con una interlocutora callada (como el Mario de Delibes), que a veces aparece muerta:

Habrá que cortar tu cadáver por partes
y dárselo a comer a un galgo
(España).
Pero luego vendrán tiempos mejores,
Tiempos donde la mesa
No se ponga a temblar a partir de las doce […]

España aparece humanizada, como amiga y amante:

Me hubiese gustado, (sí)
Lamer tu himen primigenio […]

Como enemiga a veces, y también como cruel confidente:

            Y te pido consejo

                                     (España)

            acerca de la climatología de un hombre
o
de un suicidio.

A lo largo de toda la obra podemos apreciar numerosas referencias a lo cotidiano como lo verdaderamente trascendental. España toda es el retrato de las consecuencias de una crisis que conduce a la descreencia, a partir de la cual surgen nuevos planteamientos y nuevas literaturas, como la que la autora denomina en un verso «literatura familiar… una herencia (por ejemplo)».

Los paralelismos con las ideas de la Generación del 98 son claros. La fecha del desastre de Cuba, Puerto Rico y Filipinas dio nombre a una generación de escritores cuya preocupación por la idea de España fue siempre capital. Así, para muchos poetas que ahora escriben en nuestro país, los efectos de la crisis de 2008 afectan de forma decisiva a su producción literaria. Es esta última crisis la que transfigura la visión que la poeta tiene de España, y la que hace que a partir de ella se configure un paisaje de desolación y decadencia. Como la misma autora reconoce, «España toda es decepción, tristeza, aullido».

Al igual que en Poesías de Unamuno, en el poemario de Angélica Morales, España no es una idea rígida ni claramente delimitada, pero sí que asoman en ocasiones propuestas que acercan sus versos a la visión unamuniana. En Vida de Don Quijote y Sancho, Unamuno refiriéndose a España: «Esto es una miseria, una completa miseria. A nadie le importa nada de nada. Y cuando uno trata de agitar aisladamente este o aquel problema, una u otra cuestión, se lo atribuyen o a negocio o a afán de notoriedad y ansia de singularizarse». Los versos de Angélica plantean lo siguiente:

Todos tus vestidos se harán estrechos

                        (no más pactos con Francia /
no más lamentos de Portugal /
de Alemania habrá que olvidarse /
también de participar en Eurovisión)

Que Europa no sea la solución a los problemas de España fue una postura que enfrentó a Unamuno con los planteamientos de Ortega, entre otros, y es algo que Angélica Morales también cuestiona en esos versos. Por otra parte, algo que también acerca a la poeta turolense a «Este donquijotesco / don Miguel de Unamuno, fuerte vasco» (como se refirió a él Antonio Machado), es su mención a Don Quijote al abordar el problema de España, como no podía ser de otra manera, y como así lo hicieron también Azorín o el propio Machado.

En serio,

no miento al decir que aun te busco en lo sensato,

tendida en el vacío,

sobre un pétalo infinito de nada

que pueda mancharse

cuando todo estaba por escribir,

(Quijote aparte, claro).

Don Quijote y Sancho, retratados por Augusto Ferrer-Dalmau.

Unamuno, en Sobre la lectura e interpretación del Quijote, afirma que «Cervantes sacó a Don Quijote del alma de su pueblo y del alma de la humanidad toda, y en su inmortal libro se lo devolvió a su pueblo y a toda la humanidad. Y desde entonces Don Quijote y Sancho han seguido viviendo en las almas de los lectores del libro de Cervantes y aun en las de aquellos que nunca lo han leído».

Machado, por su parte, en su poema España en paz, dice así: «¿Y bien? El mundo en guerra y en paz España sola./ ¡Salud, oh buen Quijano! Por si este gesto es tuyo,/ yo te saludo. ¡Salve! Salud, paz española, sino eres paz cobarde,/ sino desdén y orgullo. […] el buen manchego habla palabras de cordura;/ parece que el hidalgo amojamado y seco/ entró en razón, y tiene espada a la cintura;/ entonces, paz de España, yo te saludo». Vemos que España y don Quijote siguen siendo indisolubles. Así lo entendió también Gustavo Bueno en Don Quijote, espejo de la nación española.

Pero no son los planteamientos políticos los que más acercan a la autora a Unamuno, (porque como ya hemos señalado son vagos y difuminados); más bien el paralelismo se establece a través del tormento del vasco del «querer creer y no poder» que tan genialmente plasma en su personaje, el cura de Valverde de Lucerna, don Manuel. La descreencia de Angélica Morales no es religiosa sino moral, pero en su versión secularizada también hallamos imágenes de desesperación, negación y rotura.

Ahora que empiezas a canturrear de nuevo,
que tus calles se quitan el polvo de la usura,
que los pobres se visten de gente común
y acuden a los mercados de la dicha
con dos rostros en tu misma moneda.
Ahora

                        (escúchame bien)

                        Es cuando me da por ignorarte.

Hacia el final del poemario es donde se van develando las contradicciones y donde emerge la confrontación total entre la discordia y el deseo de reconciliación.

Anda,
rescátame,

(España)

pero ven conmigo,
desnuda
la soga de tus pétalos
y ven.






NOEMI ESTER MARMOR PROGRAMA DEL DIA 04 05 22

"ENTRE LUCES Y SOMBRAS"

"Juan Núñez era un hombre común por donde se lo viera: estatura, vida  familia común. Sin embargo, había algo que lo distinguía de la mayoría de los hombres, y hacía posible diferenciarlo del resto, como muy especial: era feliz, de una felicidad palpable, que latía en sus ojos de forma viva y concreta."


PARA INSTALAR LA APP DE fermusica.com.ar tambien pueden pulsar aqui 


























jueves, 5 de mayo de 2022

REBECA ARACIL ILLAN CON LA ESCRITORA kARINA MIÑANO

  Karina Miñano Peña 





Remolino de sueños

Por Karina Miñano www.karinaminano.com https://www.facebook.com/KarinaMinanoP https://www.instagram.com/karinaminano/

Sinopsis

Al llegar a Munda, la doctora Latifah ve cómo la miseria y el miedo han convertido a los refugiados afganos en entes sin esperanzas. Muchas de las mujeres en el campamento no conocen otra forma de vida que la sumisión y no confían en nadie. Al conocer a la pequeña Sumaya, el deseo de darle una vida con oportunidades se apodera de Latifah. La educación le dio a ella independencia y capacidad de decidir. Pero ¿qué tanto ha cambiado su mentalidad afgana viviendo casi toda su vida en Occidente?, ¿qué hará para conectarse de nuevo con su pueblo?, ¿será capaz de renunciar a una vida cómoda y segura? Junto a ella, Said deberá escoger entre un matrimonio arreglado o seguir a su corazón. La ayuda de Mustafá, el mulá más viejo del refugio y defensor de las tradiciones, será vital para Latifah. ¿Estará él de acuerdo en hacer caso omiso al veto educativo a mujeres y niñas? En tanto, Fátima se convierte en una espía forzada de los insurgentes. La escuela es la esperanza para sacar a sus hijas del hoyo, por ellas soportará todo a un costo muy alto. ¿Podrá vivir con las consecuencias de sus actos? Latifah luchará contra el miedo, propio y ajeno, y por darle a Sumaya una nueva vida con conocimientos para que pueda decidir por sí misma. Valoraciones en Goodreads https://www.goodreads.com/book/show/58404002-remolino-de-sue-os Reseñas y aparición en medios: https://karinaminano.com/en-los-medios/ https://revistakametsa.wordpress.com/2021/12/01/desmembrando-el-miedo-la-narrativa-de-karina-minano-en-su-libro-remolino-de-suenos/

Bio: Karina Miñano Peña es escritora y marketera digital. Hizo periodismo, trabajó como analista de comunicaciones y como profesora de análisis de mensajes y semiótica de la universidad San Martin de Porres en Lima, Perú. En Holanda, promueve el idioma español; es parte del grupo de consejeros del fondo de literatura holandesa donde analiza y recomienda la traducción al holandés de libros de autores hispanohablantes. Karina escribe poesía. relatos, microrrelatos para los blogs: papeles encontrados, liberemos las palabras y círculo dilecto. Actualmente, combina su amor por el marketing con su pasión por la literatura. Su primer poema «Mutilada» ganó el segundo lugar en el concurso para el Día de la Dona (OSC Salt Concurs Poesia, Comarques Gironines Spain en 2019). Su primera novela Remolino de Sueños salió al mercado en junio del 2021. En su etapa universitaria se enamoró de los clásicos, de algunos filósofos y de su manera de ver la vida desde una perspectiva más profunda. Sin embargo, fue Simone de Beauvoir quien le abrió los ojos a las grandes diferencias entre mujeres y hombres que existían en ese entonces y que existen hoy en día. Desde ese momento quiso hacer algo para ayudar al cambio, conseguir la igualdad y equidad que todas y todos necesitamos. Entre muchas cosas entendió que debía usar su talento para ello. Y es por eso por lo que escribe.



miércoles, 27 de abril de 2022

POESIA VIVA del dia 29 04 22

PULSE PARA ESCUCHAR👇

poeta y dramaturga ha trabajado como traductora, guionista y actriz. Sus poemas han

aparecido en revistas como Zéjel y Anáfora. En 2018 obtuvo una beca de residencia literaria

en la Fundación Antonio Gala para jóvenes creadores. Fue finalista del Premio Adonáis de

Poesía 2019 y 2020, y ha recibido diversos galardones como el XXI Premio Gloria Fuertes de

Poesía Joven por su poemario Elegías para un avión común y el accésit del XII Premio


Romero Esteo para la dramaturgia joven por su obra Árbol quemado. Fue finalista de la I

Residencia Dramática que convoca el Centro Dramático Nacional. Más allá de esto, en la

actualidad escribe, dirige y se gana la vida enseñando literatura. Su poemario Movernos en

la sed ganó el VI Premio Valparaíso de Poesía.

Twitter: @lorcarlaa

El libro que ahora nos ocupa en esta breve aproximación, Elegías para un avión comúnse divide en un total de seis elegías y cada una de estas contiene, a su vez, un número variable de poemas que va desde los cuatro de la primera hasta los ocho de la tercera, que es la más extensa del conjunto. No obstante, si se tiene en cuenta que ninguno de los poemas lleva título y que la puntuación ha desaparecido casi por completo de su escritura artística, puede entenderse, en realidad, que todo el libro es un único y fluido poema, esto es, una única y hermosa elegía contemporánea que ha emanado, tal y como señala Pablo García Casado en las notas de su peculiar prólogo, de la soledad, de la angustia y del dolor propios del malestar posmoderno.

¿Cuáles son, pues, los anclajes primordiales de este magno canto elegíaco? Destaca, en primera instancia, cómo la escritora sacrifica los retales de sus experiencias más íntimas en favor del componente lírico y universal; sin embargo, en dicho trasvase lo personal, lo autobiográfico si se quiere, no ha podido evitar dejar ciertas huellas en sus versos, como trasluce, por ejemplo, en una de las composiciones de la «Elegía II», donde se entrevé a qué edad escribía la presente obra —y en qué época: «invierno de 2018», señala en la «Elegía III»—:

En la fuente se resumen veintiún años
al menos desde que el mundo es esta fuente
la mano el labio un soplo al que me agarro (p. 26)

No puede pensarse, en cambio, que las referencias temporales sean de ningún modo fortuitas, pues la autora se ha ocupado primorosamente, incluso, de dejar un elemento paratextual clave que remite a su fecha y a su lugar de nacimiento, dado que en la portada azulada podemos ver el detalle de un sello de treinta pesetas que muestra, en su interior, un avión común, y en el matasellos que lo cubre reza: «12-08-96», «Palma de Mallorca». Y es que, en el amplio y polivalente marco del poemario, el nacimiento es un motivo harto importante y se define, según Carla Nyman, de la siguiente manera:

Nacer:
un estiramiento de la vida
hacia el riesgo

de la ruptura

como un globo a punto de deshincharse (p. 19)

Esa ruptura vaticinada o presentida, evidentemente, es la muerte, presencia que ronda de continuo los versos de Elegías para un avión común para descubrirnos una paranomasia muy acertada y una metáfora que, en parte, trae el recuerdo en general del imaginario lírico de Chantal Maillard y en particular de su obra La herida en la lengua (2015):

llegar no se llega

se llaga

no tiene lengua la herida
cómo explicar
todavía huyo de la muerte

pero atardece (p. 20)

Otra reminiscencia posible surge en el último compás de la «Elegía IV», puesto que el diálogo desde la solitaria hacia los solitarios ocultos en la inmensidad recuerda al poema «Nadie está solo». El paralelismo, en este sentido, es más que manifiesto, aunque tal vez no consciente ni pretendido, pero sí contrastivo por opuesto. Mientras que José Agustín Goytisolo escribía, al final de su composición: «Nadie está solo. Ahora, / en este mismo instante, / también a ti y a mí / nos tienen maniatados»; Nyman declara en su grito, entrelazando tantas y tantas soledades:

Ahora
en este mismo instante
también tú y yo
estamos solos (p. 46)

De Maillard a Goytisolo, pasando, tal y como confiesa la autora en los agradecimientos del cierre, por las cotas de Federico García Lorca, Ada Salas, Amalia Iglesias, Ángela Segovia o —que no falten nunca en la postura y en la impostura— Fernando Pessoa y T. S. Eliot; del dolor a la soledad, y, a continuación, el encuentro con otros ecos más clásicos, con otros lugares comunes, que aparecen en el contacto —obligado desde el inicio— con los rostros de la muerte. En unos pocos versos los ríos y los mares de las archiconocidas coplas de Jorge Manrique riegan los árboles del bosque de los violentos contra sí mismos del canto decimotercero de Dante Alighieri, petrificando la mirada inquieta de la artista:

Pero entonces llega el mar
la leña los muertos
esta ansia de mirar las paredes
muy fijamente (p. 49)

Por otro lado, cabe subrayar que el avión común, cuyo nombre científico es, por cierto, delichon urbicum, es un ave migratoria perteneciente a la familia de las golondrinas, de forma que uno de los animales voladores más icónicos y simbólicos de nuestra tradición popular y de nuestro discurso místico anida, sorprendentemente, entre las sílabas de este poemario contemplativo y meditativo a partes iguales. Así, en el transcurso de su melancólica lectura lo alado se entrecruza con la angustia, con la asfixia, «y estos pájaros que ahogan lo que todo ya termina» (p. 26); y el sujeto poético se confunde con lo celestial en un espacio aéreo de libertad para resolver, por fin, la tensión entre el amor y el dolor, entre lo humano y lo divino, entre el tú y el yo, entre la vida y la muerte, entre ser y no ser:

Allá
donde ya no es
ni tú
ni yo
el espacio del error
el área del nunca
todo acaba con alguien acodado muy solo (p. 23)

Se comprende, por lo tanto, a la perfección en este vuelo resignificado que lo migratorio, el movimiento, esté tan patente en este compendio elegíaco, llegando a esbozarse, aun, como una suerte de viaje iniciático que empuja a volver al origen y, posteriormente, a reconstruir la identidad arrebatada desde las raíces de la existencia:

Desandar el origen
donde todo comienza
reconocerse débil

y derrumbarse

descansar
entre las flores de una cuneta (p. 31)

Y en ese intento balbuciente de regreso al origen, al sueño, la infancia —siempre perdida, como marca la tradición y como exigen los traumas freudianos— se muestra como otro de los bastiones esenciales que levantan el poemario de Nyman. Esta infancia, hermosa y perdida, justifica, de hecho, el deseo de retorno y el anhelo de maternidad del yo lírico para lograr sentirse otra vez segura y niña, quizá completa:

como no fuimos capaces de volver
deseamos un hijo un tierno hijo
donde refugiarnos
y mirar todo lo que perdimos (p. 32)

No obstante, lo cierto es que la soledad, la angustia, el dolor, la pérdida y la muerte son solo premisas menores, sensaciones transitorias que tejen el telón de fondo de lo auténtico, en el quehacer poético de Carla Nyman, porque la premisa mayor que rige e impulsa su universo poético no es otra que la búsqueda y el descubrimiento de la belleza, incluso en las peores circunstancias:

Y es hermoso ahora que ya no somos niños
sabernos extinguidos
mirar hacia atrás y escuchar trinos en los castaños (p. 54)

De tal modo, la persecución de la belleza la hace, por fin, libre de todas sus cadenas represivas, y la hace reconocerse a sí misma como mujer y como ser deseante, como mujer y como poeta que contempla lo sublime y lo cotidiano y, sencillamente, escribe en un torrente tan medido como incontrolable de palabras, de voces:

eres alguien que desea
dilo: soy alguien que desea
ya cuando esto acabe
deberás tener paciencia
si miras bajo tus pies
la soledad se hace grande a cada paso
como tu sola sombra o la sangre de tu regla
y esta es la pérdida
mira su belleza y no envidies a nadie
tú eres la que escribe

Ya lo dijo el sabio Confucio hace más de dos mil años: «Cada cosa tiene su belleza, pero no todos pueden verla». Nyman, por fortuna, sí posee esa mirada única tan codiciada, y tiene la voluntad de compartirla con los demás, por lo que no queda otra que alegrarse ante su juventud y ante su prometedora obra imparable, pues hay, a la zaga de su huella, todavía belleza y poesía para rato.

—————————————

Autora: Carla Nyman. Título: Elegías para un avión